Clases privadas

Las clases privadas aportan muchas ventajas, puesto que permiten que el alumno interactúe con el profesor de forma individual. Al tener toda la atención del profesor, el estudiante podrá centrarse en los puntos esenciales para él y en lograr sus objetivos específicos. Es una gran oportunidad de aprender francés de forma intensiva y hacer grandes progresos en poco tiempo. Podrás lograr tus objetivos al hacer el curso a medida para que se ajuste a tus necesidades personales y profesionales.

Además, en la clase podrás centrarte en aprender el francés que se habla en algunos ámbitos, como en el derecho, ciencias, periodismo, entre otros. Las clases privadas también ayudan a mejorar las habilidades conversacionales. También podrás consolidar tus puntos débiles en algunos aspectos de la lengua, como en la gramática, vocabulario, comprensión auditiva y pronunciación.

Pedimos que los alumnos nos informen antes de llegar sobre los temas que quieren abordar. Por ejemplo, si quieres prepararte para un seminario o una reunión, te animamos a que envíes cualquier información que tengas directamente al profesor privado y él preparará las clases para cuando llegues. Los cursos suelen consistir en 20 o 30 clases por semana. Sin embargo, es posible reservar las clases individuales para complementar un curso en grupo de una o dos clases por día. Puedes optar por 40 clases privadas superintensivas por semana.